BENEFICIOS DEL SECTOR MINERO

  • Identificación de componentes minerales.
  • Caracterización de materias primas: optimizar la dosificación. Ahorro de costes en materia prima.
  • Optimizar condiciones del proceso de operación. Producto de mayor calidad.
  • Análisis mineralógico en línea: optimización de recuperación de materiales. Ahorro económico.
  • Supervisar el contenido en metales preciosos en las escorias de hornos.

CONOCE AL DETALLE QUE BENEFICIOS QUE PODEMOS APORTAR AL SECTOR MINERO

Identificación de componentes minerales.

Mediante el análisis por DRX de muestras en polvo es posible identificar y cuantificar componentes minerales como fases cristalinas mixtas (policristalinas) y fases amorfas. Asimismo también nos proporciona información sobre el estado estructural de las mismas.

Además es factible aplicar esta técnica para la caracterización/análisis de minerales arcillosos (como las esmectitas) y laminares (como micas, cloritas, etc.) desarrollando un procedimiento definido en las etapas de separación granulométrica, orientación preferencial, saturación con vapores de etilenglicol y/o tratamiento térmico; con el fin de evaluar los cambios estructurales que son característicos para ciertas arcillas. El análisis cuantitativo de mezclas que contienen arcillas por difracción de rayos-X y el método de Rietveld es posible pero necesita de un importante know-how cristaloquímico.

Caracterización de materias primas: optimizar la dosificación. Ahorro de costes en materia prima.

Otra de las aplicaciones de la difracción es la investigación de las materias primas, a través del estudio de los cambios de fases que se puede realizar mediante el seguimiento de cambios estructurales de las fases cristalinas que contiene una muestra. Estos cambios pueden darse bajo diferentes condiciones de temperatura, presión, molienda, entre otros.

Aunque esta técnica puede ser reconocida como convencional, su aplicación es fundamental para la caracterización mineralógica de un yacimiento; así como para definir los distintos minerales/fases que predominan dentro de un proceso metalúrgico.

Optimizar condiciones. Producto de mayor calidad

La difracción de rayos X puede ayudar en el control de calidad mediante la elaboración de mapas de composición de depósitos de minerales y testigos de perforación. Mediante el Análisis de Cluster es posible agrupar difractogramas de forma rápida sin mucho conocimiento previo de la muestra para llevar a cabo estudios estadísticos.

Por ejemplo, es posible distinguir entre minerales de hierro y materiales de desecho procedentes del laminado del acero en caliente. Estos minerales son muy similares, pero con DRX se pueden distinguir fácilmente e incluso cuantificar mediante la metodología de Rietveld.

Optimización de recuperación de materiales. Ahorro económico.

Para el análisis mineralógico en línea se utilizan difractómetros especiales con una óptica determinada. La información obtenida a partir del análisis cualitativo y cuantitativo en línea de las fases minerales presentes en pulpas de cobre provee una poderosa herramienta para el control del proceso de flotación y para el monitoreo del material de ganga como arcillas, feldespatos, etc.

Con esta información es posible optimizar su recuperación, reducir el consumo de aditivos y por tanto mejorar la calidad del concentrado. Con ello se consigue mejorar por ejemplo la recuperación de cobre y molibdeno.

Supervisar el contenido en metales preciosos en las escorias de hornos.

Combinado las técnicas de FRX y DRX es posible llevar a cabo el análisis de elementos principales y traza en muestras geológicas (perlas) (FRX), y caracterizar los dos óxidos de tierras raras principales, que son la bastnasita y la monacita (DRX).

Español